jueves, 5 de marzo de 2009

ALEJANDRA MENASSA RECITA DOS POEMAS EN EL BOSQUE DE LAS PALABRAS, DIRIGIDO POR FRANCISCO LEGAZ.


El nacimiento de Venus, Alexander Cabanel.


CLAMO PIEDAD

No es posible este goce que atraviesa
mi cuerpo con su filo,
que me hiere la sangre,
deslíe todo miedo,
acuchilla el pasado, desborda ya mis límites.
Afanada en verter licores en tu vientre,
mi cintura de añil ha deshecho la noche.
ya todo tiembla en mí, ya todo tiembla.

Me haces mortal y humana
arrojando versos en mis oídos,
combinaciones del mar y tu mirada.
Tus atléticas manos me sostienen,
son la atracción magnética y fatídica.
Ya giro sobre ti como los astros
en sus constelaciones,
ya todo tiembla en mí, ya todo tiembla.

La palabra deseo se despliega,
como una alfombra roja
a los pies de tu diosa
ya no te llamas más ausencia y fuego,
ahora tienes el nombre de un príncipe extranjero,
de un guerrero del alma.
Hace agua en mi memoria tu barco
inalcanzable.
Ya tiemblas todo en mí, ya todo tiemblas.





El Nacimiento de Venus. Boticelli.

DEFINITIVAMENTE, ME RINDO AL FUEGO DE TUS BESOS

No me advertiste que tenías un volcán en la boca,
me muero porque su lava invada todos mis rincones.
No me dijiste que tus labios eran la cuna del fuego:
mi ardiente Prometeo, robaré tus labios cada noche.
Como Ave Fénix, resurgiré de las cenizas
en las que me sume tu incandescente boca,
sólo para volver a besarte,
y volver a arder, y volver a besarte:
tus llamas son un imán para mi noche.

Seré tu Juana de Arco, quémame cada hora
en la hoguera que sobre mi cuerpo van construyendo tus labios.
Hazme arder otra vez hasta fundirnos:
metales preciosos nuestros cuerpos.

Sé mi Nerón: prende fuego a tu Roma,
mi boca no entiende otro lenguaje que la llama de tus besos,
las pavesas del cielo, los refulgentes meteoritos de tus labios.
No te apagues jamás, no te extingas jamás,
la tea ardiente del deseo guarde para siempre
el inagotable calor de tus labios,
tus labios que derriten el hielo,
tus labios que me impregnan de luz,
tus labios: imprecación al fuego,
Tus labios: destino de mi boca,
estación final de mi deseo.




12 comentarios:

braulio dijo...

hola
como todos tus bellos poemas un deleite oirte. leerte. estoy en una nuve quando te veo ..

un beso

goyo dijo...

bueno mujer...siendo terriblemente prudente, tus poemas son muy bonitos y de una sensualidad infinita.
Los recitas de put...madre, como dicen ustedes !!!
Un beso triste por tu lejania.

Alejandra Menassa dijo...

Gracias Braulio. La poesia siempre eleva el alma, a veces hasta las nubes.
Un abrazo.

Alejandra Menassa dijo...

Hola Goyo ¿a ver si va a ser vos el que está triste?
Un abrazo Goyo y gracias por tus palabras

FRANCISCO LEGAZ dijo...

Tuve el privilegio, y también el honor, de asistir en directo, mientras Alejandra recitaba los poemas.
Muchas gracias Alejandra. Te lo digo convencido.

Alejandra Menassa dijo...

Gracias Francisco.
Un abrazo, un placer haber pasado por tu programa, y como dicen que en la repetición está el goce, me lo pasé mejor incluso que el primer día.
Un beso

Sarco Lange dijo...

Perdona la pregunta, pero cómo se puede superar el miedo si creo que al medio de todo esto existe una magia negra que no me deja avanzar, y si avanzo, lo hago a tropezones?
Me desespera que algo sobrenatural me impida respirar.

Sarco.

Alejandra Menassa dijo...

Hola Sarco, porqué no me escribes a alejandramenassa@telefonica.net
Un saludo

Francisco Javier dijo...

"Tu eres arte y yo soy pluma, tu escribes amor, y yo locura".
----------

Me encantó, sobre todo la forma de expresar y de transmitir que tiene tu voz, un abraso enorme.

Alejandra Menassa dijo...

Gracias Francisco. Qué bellas palabras.
Un abrazo.

Leni dijo...

El segundo no lo había leido.
Y definitivamente escribes de una forma peculiar y única.
Con elegancia infinita.

Un placer escucharlos de tus labios.

besos

Alejandra Menassa dijo...

Gracias Leni, por tu lectura delicada y amorosa.
Un beso